Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Martes, 11 de septiembre de 2018 | Leída 124 veces
EDUCACIÓN

Consejos para elegir las actividades extraescolares de los niños

Guardar en Mis Noticias.

Con la llegada del curso escolar también aparecen las actividades extraescolares. Elegir cuál va a practicar el niño puede ser una decisión difícil debido a la gran variedad de actividades, los gustos del niño y la disponibilidad tanto de los más pequeños como de los mayores. Pero ¿qué tipo de actividades son las más recomendadas y cuáles son las más demandadas? Para el bienestar del niño, ¿cuánto tiempo hay que dedicarle? Dos expertas en Psicología y Pedagogía dan respuesta a estas y otras cuestiones.

 

¿Son necesarias?


Para Elisa López, especializada en Psicología Infantil en Málaga y en Costa del Sol, “no son necesarias, sino más bien complementarias”. Cuca Fernández Maseda, directora de ISEP Clínic Madrid y pedagoga especialista en dificultades de aprendizaje y trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH), también coincide en esta idea: “Son recomendables para ampliar formación más específica de intereses personales, que en la familia y en el centro escolar no pueden ser atendidos”. Las actividades extraescolares “también se usan para compatibilizar con los horarios laborales de los padres, pero, en ocasiones, pueden volverse en contra del beneficio que se busca, alargando demasiado la jornada infantil”, añade.

 

[Img #14811]

 

 

 

Factores a tener en cuenta en la elección de las extraescolares


López, entre los factores que hay que considerar para seleccionar una actividad u otra, sitúa “en primer lugar los gustos del niño, porque los actos del niño fuera del colegio tienen que ser lúdicos, tiene que pasárselo bien”. Además, “otro aspecto importante a tener en cuenta es la edad, porque no es lo mismo escoger una actividad para un niño de Educación Infantil, de cinco años, que para un niño de Primaria o que va a entrar en Secundaria, ya que no se requieren las mismas actividades”, concreta.

 

Fernández Maseda destaca que lo primero que los padres deben tener en cuenta a la hora de escoger una actividad extraescolar es “valorar las aptitudes e intereses de los hijos y elegir aquéllas donde se puedan sentir cómodos y logren fomentar más motivación en la actividad elegida”. La experta en Pedagogía también señala otros factores a valorar: “no deben alterar la vida familiar, generando estrés por horarios, y no hay que priorizar las actividades a la vida académica ni a las necesidades terapéuticas que algún niño pueda necesitar”.

 

Adecuar la actividad a la edad del niño


Según Fernández Maseda, los niños con cuatro o cinco años pueden realizar alguna actividad extraescolar, “especialmente las que van dirigidas a favorecer movimientos y coordinación corporal. López también señala la importancia de realizar ejercicios de movimiento en las edades tempranas: “En la etapa de Infantil, lo que aconsejo son actividades de movimiento, pero en este sentido no importa que sean de deporte, baile o artes marciales”. Con respecto a qué actividades son las más recomendables para cada tramo de edad, Fernández Maseda establece la siguiente clasificación:

 

  • A partir de los 4-5 años: realizar actividades relacionadas con la danza, la psicomotricidad, la natación y el dibujo.
  • A partir de los 6 años: en estas edades se recomienda realizar gimnasia rítmica y deportiva, fútbol, tenis, baloncesto y artes marciales. Todas ellas favorecen la coordinación, la velocidad, la resistencia, los reflejos, la coordinación y la cooperación.
  • A partir de los 7: en esta etapa hay más madurez y pueden ser más favorables las actividades de pintura, de instrumentos musicales, de patinaje, ajedrez, etc.
  • De 8 en adelante: aquí el teatro favorece la interpretación y el dominio de la lectura, la creatividad y la autoconciencia.
  • De 10 en adelante: voleibol, bádminton, etc.

 

Las extraescolares más practicadas


Según la especialista en Psicología Infantil, el deporte es el ámbito dominante. “En primer lugar se sitúa el fútbol y las niñas todavía siguen optando por el baile, pero de cualquier tipo: flamenco, clásico…”. Además, también apunta al crecimiento de la demanda de actividades relacionadas con la robótica y la programación. Por su parte, Fernández Maseda señala que “los padres suelen buscar más las que complementan el currículum, como son los idiomas”.

 

¿Cuánto tiempo hay que dedicarles?


López recomienda destinar entre una y dos horas a la práctica de las actividades extraescolares, rechazando por completo que éstas ocupen cuatro o cinco horas. La experta en Pedagogía aconseja practicarlas “no más de dos o tres días por semana, con una hora de duración, generalmente”.

 

¿Cuántas se pueden realizar?


El número de actividades que realice el niño va a depender principalmente de sus intereses. Hay niños que tienen claros sus gustos,  “pero hay otros que no, y les puede gustar el fútbol, el ajedrez o la robótica”, explica López. Fernández Maseda indica que si en el fin de semana se practica algún deporte no deberían realizarse más de dos actividades.

 

Ansiedad y estrés


Como consecuencia de la sobrecarga de actividades y de la larga duración que acaba teniendo la jornada, sí que pueden darse casos de estrés y ansiedad en los niños. López señala que algunos efectos que pueden aparecer son el insomnio o la falta de atención en clase. Los padres también pueden padecer estas patologías por la necesidad de “compatibilizar los horarios laborales con las distintas actividades, y más si hay hermanos”.

 

 

 

Fuente: María Molina (cuidateplus.marca.com)

Mundo Fútbol Base
Mundo Fútbol Base • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress