Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Lunes, 9 de enero de 2017 | Leída 40 veces
MEDICINA

El cerebro sigue creciendo en la edad adulta

Guardar en Mis Noticias.
Noticia clasificada en: Formación Niños

Demuestran que la zona cerebral responsable del reconocimiento facial aumenta con el paso del tiempo, pero no la que permite identificar lugares y paisajes.

Nacemos con un exceso de conexiones neuronales. Durante el desarrollo infantil, el cerebro pone en marcha un proceso de poda cerebral en el que se va despojando lentamente de ellas hasta que la estructura del cerebro se vuelve relativamente estable. Desde el nacimiento a nuestra muerte el cerebro camina en una única dirección, de demasiado tejido a lo justo e imprescindible. Pero una nueva investigación pone en duda esta verdad asentada para la Neurociencia. El tejido cerebral sigue creciendo (a un nivel microscópico) en la edad adulta, al menos una zona, la encargada del reconocimiento facial.

 

Este crecimiento favorece que los mayores tengan más capacidad para reconocer los rostros que los niños. Sin embargo, mientras aumenta la zona que ayuda a reconocer las caras de otras personas, permanece estable el área encargada de reconocer lugares y paisajes. Los resultados de la Universidad de Stanford se publican en la revista «Science» tras comparar resonancias magnéticas de 22 niños y 25 adultos. Lo que mostraban las imágenes de los cerebros de las personas vivas se confirmaron posteriormente con análisis post mortem de adultos fallecidos. Esta última prueba mostró diferencias visibles en la estructura celular más profunda, entre las regiones encargadas de identificar lugares y rostros.

[Img #8334]

«Realmente vimos que el tejido proliferaba», dijo Jesse Gómez autor principal de la investigación. «Habíamos asumido una visión pesimista del cerebro, en la que el tejido se pierde lentamente a medida que envejecemos, pero hemos visto lo contrario: lo que queda después de la poda en la infancia se puede usar para crecer».

 

No crece la zona de reconocimiento de lugares

 

Pero ¿por qué solo crece la zona del reconocimiento facial y no la de los lugares? ¿o por qué no se produce al mismo tiempo? Aún no hay una explicación clara. Los investigadores indican que los cambios de mielinización, la sustancia grasa blanca que rodea los axones de algunas neuronas, no parecen ser la única explicación para entender la expansión de una única zona del cerebro. Los autores proponen que puede estar originada por un incremento de los cuerpos celulares, estructuras dendríticas y de la vaina de mielina.
 

El trabajo arroja un mayor conocimiento de la arquitectura cerebral y muestra que se puede medir el crecimiento en vivo de un tejido, pero la investigación también puede tener implicaciones para la salud. Podría dar lugar a tratamientos para una condición rara, la llamada ceguera facial, un trastorno que hurta la capacidad de reconocer rostros.

 

 

Fuente: abc.es

Mundo Fútbol Base
Mundo Fútbol Base • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress