Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Miércoles, 21 de diciembre de 2016 | Leída 673 veces
MOTIVACIÓN

La importancia del entrenador en el equipo y en el jugador

Guardar en Mis Noticias.
Noticia clasificada en: Formación Fútbol Base Motivación

Un entrenador no debe conocer sólo de fútbol. Para saber de fútbol, tanto los entrenadores como los jugadores deben estudiar y estudiar mucho más allá de la práctica. Lo que hay que hacer y cómo hacerlo son puntos de vista importantes, en cuyas propias preguntas buscar respuestas a en la evolución de la organización táctica.

"El trabajo en equipo es la esencia de la vida. Todos somos jugadores

de un equipo, nos demos cuenta o no" - Pat Riley

 


Más que un entrenador de fútbol, ​​el entrenador es un líder, y como en cualquier profesión, un líder debe ser capaz de conocer, comprender cuáles son las deficiencias de su equipo o lo que cada uno de sus subordinados no saben, darse cuenta de que el grupo no tiene la misma responsabilidad que él, y lo más importante, el conocimiento de las materias y las personas que lidera: debe ser capaz de transmitir el mensaje acerca de sus ideas, pensamientos y filosofías. Dar órdenes, ya sea bueno o malo. Pero no todo el mundo sabe dar órdenes y mucho menos capaces de hacer que el mensaje sea recibido por el receptor, es decir, su subordinado.

 

[Img #8013]Por ejemplo, nos encontramos con un entrenador que sabe qué modelo de juego quiere para su equipo, pero no es capaz de que sus jugadores capten su “mensaje” y los ejercicios planteados en los entrenamientos no sirven para que su modelo sea llevado a cabo en la competición ¿Dónde está el error? Muchas veces el error está en que no somos lideres, somos jefes. ¿De que sirve al jefe saber todo acerca de los negocios, si no es capaz de reconocer y valorar a cada uno de sus empleados y encima dando las órdenes no son las correctas?

 

Para un equipo de fútbol, lo más importante es tener un estilo de juego bien definido, con un conjunto de principios bien definidos que organizan el equipo de una manera determinada. La idealización de un estilo de juego para un entrenador siempre parte de su filosofía, de la cultura de su club y la presión social, como los fans y los medios. Sólo hay una manera de diseñar un modelo de juego dentro de un equipo, y cómo el entrenador debe transmitir el mensaje de sus ideas a sus jugadores, que es a través de la formación. Potenciar el modelo de entrenamiento es la manera más eficaz de poner el modelo de juego dentro del grupo, así como algunas ventajas que siempre vienen juntas. Maneras de defender, las formas de ataque, formas de comunicarse entre los jugadores y todas las ideas que surgen en la mente del entrenador se logran sólo a través del entrenamiento, y independientemente de si es o no el entrenador un ex- jugador de fútbol profesional, la capacidad de liderar un grupo es la clave secreta que distingue a los entrenadores “normales”, de los mejores entrenadores del mundo.

 

Muchos de los mejores entrenadores del mundo no son maestros tácticos, pero son maestros en la identificación de errores y corrección de estos defectos y deficiencias del equipo, practicando diversas formas de juego que todos juntos forman un equipo.

 

[Img #8014]Cualquier equipo funciona ligado entre las partes y el todo, siendo las partes, el jugador y el todo, el equipo. A través del entrenamiento, el entrenador debe interiorizar cada una de sus ideas sobre cada jugador, estas ideas que enseñan al jugador a jugar en equipo, sin desconectar su calidad individual. Por cierto, el entrenador debe hacer uso de la calidad de cada jugador individual y así construir el plural del equipo basado en singular, ser capaz de hacer la conexión adecuada entre su  propia filosofía, la calidad de la plantilla y los objetivos del grupo.

 

Por lo tanto, llegamos a la conclusión de que a partir del entrenamiento es posible que cada uno de los jugadores ayuede con su rendimiento al rendimiento del equipo, mientras que el rendimiento del equipo valorizara al propio futbolista.

 

 

Fuente: unfutbolmoderno.blogspot.com

Mundo Fútbol Base
Mundo Fútbol Base • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress