Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Viernes, 7 de octubre de 2016 | Leída 17723 veces
FORMACIÓN

El mercadeo en el fútbol base

Guardar en Mis Noticias.
Noticia clasificada en: Formación Fútbol Base

A causa de la falta de fichas, muchos clubes están renunciando a participar en diferentes categorías. Un gran problema que sacude la cantera cada temporada en sus inicios.

El fútbol es un deporte. Afirmación que se olvida muy a menudo en estos tiempos. Lo olvidan muchos padres que tratan a sus hijos como futbolistas profesionales, que piensan que su niño será el nuevo Messi y que el compañero de al lado es un lastre no le permite demostrar su valía. Lo olvidan los entrenadores de categorías inferiores que solo colocan sobre el césped a los que mejor juegan y descartan al resto. Mucho tiene que ver que ellos también  piensan en ser los nuevos Guardiola o Zidane. Lo olvidan los dirigentes que se empeñan en “robar” jugadores a otros clubes… El futbol base pasa muy a menudo de ser un deporte a ser un mercado. Lo importante es el resultado. No la educación. No la diversión. No la práctica de un deporte.

 

En la presente temporada, que está a punto de comenzar,  la cantera leonesa se está viendo sacudida por un terremoto sin precedentes. No se recuerda un número de renuncias como el de esta campaña. Los equipos no cubren las fichas necesarias para salir en una u otra categoría. A diario, se viene sucediendo los abandonos en las últimas fechas. Un problema que se traslada al futuro. Si un club renuncia,  por ejemplo, a tener un conjunto benjamín se [Img #6388]ve obligado a pagar una pequeña multa a la Federación, pero el castigo mayor llega al no poder competir en esa categoría la siguiente temporada.

 

¿Qué hacen con los pequeños que pasan de ser prebenjamínes a benjamínes? No hay solución. Dejar esta entidad deportiva y buscar acomodo en otro equipo. Separarse de sus amigos. O peor aún, dejar de practicar el deporte que tanto les gusta.

 

¿Los motivos?  Muy variados. La Cultural Deportiva Leonesa anunció a bombo y platillo su intención  de  construir la escuela Culturalista. Un centro de formación con el que pretende llegar a 300 niños. Algo que supondría tener una veintena de equipos de base dentro de la casa blanca. Difícil tarea. Tras la Cultural, pero sin anuncios grandilocuentes, llegaron los también denominados grandes de la provincia. No pensaban ser menos. Las fobias del pasado siguen candentes en el presente.  “Arrasar” con equipos enteros se convirtió en algo habitual.

 

Y no hablamos de cadetes o juveniles, hablamos de fútbol 7. Tener plantilla A, B y C dentro de una misma categoría se convirtió en cuestión de orgullo. Los teléfonos de padres de chiquillos de no más de 15 años no paraban de sonar. ¿Las promesas? Ser entrenados por mejores técnicos, mejores instalaciones, incluso no pagar la ficha… Y la promesa a la que muchos progenitores no pueden resistirse; ser escrutados por ojeadores de clubes  de Primera División. No son niños, son mercancía.

 

Los clubes históricos se pueblan de jugadores y los modestos no encuentran manera de cubrir el [Img #6389]número necesario  de fichas. Toca esperar a que los grandes desechen a niños. El problema llega cuando ya es tarde y el abandono está sobre la mesa federativa. Por citar algunos ejemplos, la Cultural arranca la temporada con tres equipos infantiles. Puente Castro con cuatro alevines. Casa Asturias con tres benjamines. Esto lleva a que algunas competiciones tengan tintes absurdos. Dos conjuntos cadetes del Onzonilla lucharán entre sí, dos prebenjamínes de Trobajo y dos de Coyanza harán lo propio, una división alevín con solo seis equipos que jugarán  a cinco vueltas…

 

La altanería dentro del deporte rey es más habitual que en deportes minoritarios. Los modestos no se quedan atrás. Quieren pagar con la misma moneda. Sus dirigentes levantan el teléfono una y otra vez hasta “robar” un futbolista a uno de los tres grandes. Si lo consiguen podrán colocarse una medalla  invisible que llena egos. Y todo gracias a una mercancía.

 

A las desapariciones de históricos como Huracán Z o Recreativo de León se une ahora esta cascada de renuncias. Curioso es el caso de La Robla, con una de las cuotas más bajas del fútbol base provincial, tan solo 70 euros – unos 300 en los históricos-, se ha quedado esta semana sin plantel benjamín. Sólo contaban con siete pequeños. La Federación obliga a un mínimo de diez. Y con tristeza aseguran que <<hay nueve roblanos jugando en equipos de la capital. Sus  padres consideran que son mejores>>

 

Historias que desaniman

 

Benjamines o alevines que llegan a casa llorando porque el coordinador de turno los ha separado de diez de sus mejores amigos con la excusa de un nivel superior. Más ruin resulta dejar a un niño en el B mientras sus compañeros pasan al A porque ha cometido el delito de jugar un torneo veraniego con un club rival.

 

Con tan sólo 7 años son expulsados por falta de calidad. Pero hay instituciones que se vanaglorian de no abrir la puerta a ninguno de sus futbolistas, pero sí pueden dejarlos sin ficha federativa. Fichar a cuatro jugadores para una posición en la que ya hay dos y recular al conocer que el padre de uno de los que ya formaba parte de esta familia es un potentado.

 

[Img #6392]Que un chiquillo de Villamarín baje solo en tren dos días por semana  para entrenar, pero cuando llega el fin de semana no juegue <<porque es muy malo>>.  Niños que señalan a compañeros porque pierden “por su culpa”. ¿Quién les ha dicho eso? Coordinadores que se jactan de fichar a una criatura que ha marcado 40 goles el curso pasado pero no lo han visto jugar. “Si marca 40 goles tiene que ser muy bueno”, espetan al hablar  de alguien que sólo suma ocho años…

 

Guerras entre clubes

 

Animadversiones histórica entre clubes provocan que no quieran jugar amistosos entre sí, o peor aún, no participar en torneos de pretemporada en el que participa su ‘enemigo’. Pedir un jugador a una institución rival no cabe en ninguna cabeza. Se ha llegado hasta prohibir las redes sociales para evitar discusiones muy subidas de tono entre jugadores de clubes ’enemigos’. Y no sólo  son [Img #6391]mercancía los pequeños. También los entrenadores o coordinadores. Luchan por moverlos de un sitio a otro. Y lo peor de todo, esto parece no tener fin.

 

Padres, madres, coordinadores, entrenadores y dirigentes deberían parar y pensar en los pequeños. No es Primera, ni Segunda División. Ni siquiera Segunda B. Es la base, el futuro y son tratados como mercancía, no como niños, que es lo que realmente son.

 

 

Fuente: Jose Luis Gonzalez Barreales (Periódico: El día de León)

3 Comentarios
cd mungia
0 Seguidores
1 Total comentarios publicados:
0
0
Algunos seguidores de cd mungia
 
cd mungia
Fecha: Domingo, 30 de abril de 2017 a las 10:05
En bizkaia nos hemos unido varios clubes para intentar frenar esta utilizacion de los niños en edad escolar, aqui hay clubes que utilizan a los peques, 6, 7 ,8 años, para ganar ligas escolares y asi auentar su prestigio, y al año siguiente "fichan a otros para seguir ganando ligas , y los que estaban a la calle. es una verguenza. este es el enlace de LA PLATAFORMA DE DEFENSA DEL FUTBOL ESCOLAR. **** s: **** www.facebook.com/Plataforma-Proteccion-Futbol-Escolar-Bizkaia-381639752192400/?fref=ts
Mamenzaz
0 Seguidores
1 Total comentarios publicados:
0
0
Algunos seguidores de Mamenzaz
 
Mamenzaz
Fecha: Lunes, 10 de octubre de 2016 a las 08:31
Ratifico todo lo escrito,porque lo he vivido, he visto padres que asustan, clubs cuya única meta es la victoria y entrenadores con actitudes bastante negativas hacia los niños. Y este año llegó lo que estaba escrito que sucedería después de 8 años practicando el deporte que más amaba mi hijo ha dicho basta. Suerte que ha retomado el judo. Que le inculca los valores que jamás alcanzará el fútbol.Que pena.
scarriedo
0 Seguidores
2 Total comentarios publicados:
0
0
Algunos seguidores de scarriedo
 
scarriedo
Fecha: Sábado, 8 de octubre de 2016 a las 21:48
Destacar que tambien se remarca en este artículo que hay un club en León donde las cosas se hacen bien y curiosamente es una excepción.

En el CD Cerecedo se ayuda a los niños que no pueden pagar las cuotas, se les ayuda con los estudios, es un club donde no prima ganar si no formar, se ponen clases de refuerzo, incluso la tecnificacion está abierta a jugadores de otros clubs.

El CD Cerecedo es un ejemplo de trabajo no sólo en León. Si no a nivel nacional.

Mundo Fútbol Base
Mundo Fútbol Base • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress